sábado, 10 de enero de 2009

TRES HOJAS

Eres luz suave
y cegadora, todo a la vez

Amaneces y
atardeces
Y brillas al sol
junto a la luna

Guardas tomillo
y arena blanca
Pintas el aire
y escribes el agua

Vienes de la sequía
y floreciste en la playa
y floreciste tu sola
tejiendo trigo verde
y enhebrando mariposas

--------------------

Pero llegó la lluvia
y caló hasta dentro
los días grises
los pensamientos
negros como la noche
fríos como el viento
helado, que llega
de tierra adentro

Y te agarraste al clavo ardiendo
que te quemaba
con su silencio

-------------------------------

¡Pero el vacío absorbió
hasta la última lágrima!

Secos los ojos
y seco el alma
te acercaste al mar

¡La humedad!

Solo la humedad
puede resucitarte
Deja que el rocío acaricie tu piel
Deja que el vapor de la tarde
te empape
Respira el orbayu
Que se meta hasta dentro
¡arranca la capa de vinilo!
¡arranca la armadura!
¡Que llueva!
¡Que llueva
Hasta que el alma
empapada
No acepte una gota más!
Porque entonces rebosará
y arrastrará
la arena seca
la caracola muda
la polilla
la sangre negra
las oraciones sin sentido
de mil veces repetidas

¡y florecerá el tomillo!

Y recordarás por qué

Y sabrás
que nunca necesitaste otra cosa

1 comentarios:

Esmeralda Martí dijo...

La lluvia florecerá las horas muertas, destruirá polillas y malos pensamientos. La lluvia regará tu alma con tomillo y flor de jara. La lluvia sobre tu cara dibujará mil besos...Lluévete cada mañana.
Abrazos.
Esme

Publicar un comentario